Páginas vistas en total

lunes, 7 de noviembre de 2011

¿Dónde estoy?

Sexta entrada (versión final)


Han pasado tantos días... Bueno, eso creo. En realidad no sé ni en qué día vivo. Estoy  perdida y preocupada por mi familia. 

Yo me encuentro aquí, en medio del desastre social, mientras que mi familia está allá en casa, pasando hambre, quizás. O tal vez han muerto.


No sé pero estoy arrepentida de haber aceptado aliarme con esos delincuentes, ya que nada ha salido como yo esperaba. Esto se salió de control y ahora estoy sola en este lugar; bueno, sola no, en compañía de Danna, la chica secuestrada.

Estamos escondidas Danna y yo porque nos escapamos de los secuestradores. La verdad es que yo también me sentía secuestrada y decidí ayudarla y salvarla y sálvame a mí también. Por eso escapamos. 


Yo estuve platicando con ella para que me excluyera al momento de las declaraciones. Ella confió en mí y creo que me va a ayudar –claro-, o eso espero.

No tenemos dinero, no sabemos adónde ir, apenas sabemos dónde estamos y lo malo es que nos encontramos muy lejos de nuestras casas.



Caminando por la calle, en un puesto de periódico leí que hay una familia que busca a su hija. Con emoción grité “mi mamá”. Me siento feliz al saber que mi familia me está buscando y triste a la vez porque no sé qué les voy a decir cuando regrese a casa.

Que curiosa es la vida. Yo creo en el destino, pero no creía en esta frase: no hagas lo que no quieras que te hagan, palabras sabias.

Sin pensar en lo que podría pasar tomé la decisión de formar parte de un secuestro, y ahora mis padres creen que yo estoy secuestrada. ¿Justo o injusto? no lo sé, pero eso pasó.

Extraño a mi novio, abrazarlo, tocarlo, besarlo. Me entristece saber que no está a mi lado, que tal vez me extraña y no lo puedo saber.

En fin... Extraño mi casa, mi familia, mi cama, ir al colegio y hasta los problemas con mi novio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario